Reunión Club Lectura Adultos hoy 13 de Febrero. Comentamos “Pedro Páramo” de Juan Rulfo

Esta tarde comentaremos, analizaremos y desmenuzaremos, “Pedro Páramo de Juan Rulfo.  Obra publicada en 1955, Pedro Páramo recrea, en el espacio ficticio de Comala, la miseria y la soledad del mundo campesino de la infancia del autor, donde la degradación moral y física arrastra a la gente a la desesperanza y a la desorientación. El narrador y protagonista, Juan Preciado, cuenta cómo por encargo de su madre moribunda fue en busca de su padre, el cacique Pedro Páramo, a quien no conoce, y que ha llevado a Comala a la destrucción por su convulsa pasión por Susana San Juan.

“Vine a Comala porque me dijeron que acá vivía mi padre, un tal Pedro Páramo. Mi madre me lo dijo. Y yo le prometí que vendría a verlo en cuanto ella muriera.” Así comienza la obra, marcada, a la vez, por la sencillez y espectralidad del lenguaje. El crítico mexicano Carlos Monsiváis dijo de Rulfo: “Un eje del mundo rulfiano es la religiosidad. Pero la idea determinante no es el más allá sino el aquí para siempre”. Ya en las primeras páginas advierte que el lugar responde a una lógica fantasmal: “al cruzar una bocacalle vi una señora envuelta en su rebozo que desapareció como si no existiera”.

El encuentro con un pueblo deshabitado y lleno de fantasmas le llena de pavor, y le introduce en un mundo irreal. Por boca de los muertos conoce los hechos sucedidos en Comala en vida de Pedro Páramo, cacique que, en un marco histórico que abarca desde el gobierno de Porfirio Díaz hasta el de Obregón, llevó hasta el límite los abusos de autoridad. Convertido en un nuevo Dante a las puertas del Infierno-Comala y conducido, como el autor de la Comedia, por una Beatriz que ha adoptado las apariencias de un mulero, Juan Preciado descubre ese ardiente valle donde todos los habitantes son hijos de Páramo, donde todos están muertos y la vida es sólo un recuerdo.

Sólo un cuarto de siglo, bastó para situar a “Pedro Páramo”, como la máxima expresión que ha logrado hasta ahora la novela mexicana, y también para que alcanzara una difusión enorme dentro del mundo de habla castellana y fuera de él, como lo muestran el gran número de traducciones a varios idiomas que de este libro se han hecho y el interés de la crítica expresado a través de multitud de ensayos. Lo anterior resulta más sorprendente si se tiene en cuenta las características peculiares de esta novela, que exige la colaboración constante de un lector en continuo peligro de perderse en un mundo fantasmal.

Dentro de su brevedad, determinada por el rigor y la concentración expresiva, Pedro Páramo sintetiza la mayor parte de los temas que han interesado, y afligido, siempre a los mexicanos: ese misterio nacional que el talento de Juan Rulfo ha sabido condensar por medio de los cotidianos habitantes del medio rural del sur de Jalisco, Comala en particular, región inscrita ya en la mitología literaria universal; sus personajes muertos que “evasivos, reticentes, convierten en secreto el aire mismo, y se vuelven elocuentes a consecuencia de callarse”
descarga.jpg Pedro Paramo

descarga.jpg Juan Rulfo 2

Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s